Aunque parezca extraño, conocer ciudades corriendo es una moda extendida por todo el mundo. Pero no se trata de correr sin más, no os equivoquéis, sino de organizar una verdadera ruta turística por lugares emblemáticos y seguirla a pie juntillas practicando el running.

Madrid es una ciudad perfecta para conocer mediante esta modalidad deportiva, ya que puedes combinar espacios monumentales, parques y zonas empresariales con amplias avenidas ideales para correr, ya sea en solitario o de forma grupal. Eso sí, en cualquier caso, no olvides llevar, además de tu ropa de running, una pequeña cámara o dispositivo móvil para sacar fotografías en los momentos de relax y enviárselas a tus amigos, descubrirás que Madrid aparece como una ciudad distinta ante tus ojos cuando visitas sus rincones disfrutando del running.

Tanto éxito está teniendo esta modalidad en Europa y EEUU que ya existen numerosas empresas que organizan circuitos turísticos practicando el running. Es el caso de Madrid Running Tours, que nos ofrece una forma de conocer la capital corriendo, en grupo o solo, y acompañado de un entrenador que es, además, guía turístico. Los tours suelen durar entre 60 y 90 minutos, y el ritmo es asequible para todo aquel que esté acostumbrado a practicar mínimamente este deporte.

Y es que Madrid nos brinda un sinfín de posibilidades, desde una carrera singular por los mayores parques urbanos, auténticos pulmones verdes de la capital (anótense algunas direcciones: Retiro, Juan Carlos I, Tierno Galván, Quinta de los Molinos, La Dehesa o parque del Oeste), a gigantescos bosques mediterráneos a escasos kilómetros de la Puerta del Sol, sin edificios y casi sin gente, que es posible atravesar disfrutando de experiencias imposibles en la ciudad: la soledad y el frescor vespertino. La Casa de Campo o Monte del Pardo tienen sus propios circuitos de footing y sin duda, un espacio recuperado recientemente para la ciudadanía como es Madrid Río-Ribera del Manzanares, resulta de gran atractivo para corredores amateur. Y

Por supuesto, las avenidas radiales de la ciudad también se pueden cruzar corriendo, si bien en estos casos resulta aconsejable mitigar el ruido ambiental con música evocadora. Prueba a escuchar, por ejemplo, Pongamos que hablo de Madrid, de Joaquín Sabina, mientras penetras entre el bullicio de la centenaria Gran Vía retratada por Antonio López, o a través del eje Castellana (centro financiero), Recoletos (referencia cultural, con la Biblioteca Nacional) y Prado (epicentro artístico con los museos del Prado, Thyssen y Reina Sofía).

Otra opción, si se reúne la condición física adecuada, es tomar partido en carreras exigentes, la capital reúne posiblemente el mayor calendario oficial del país, incluso en verano. El portal Madrid Running recoge información precisa sobre las carreras populares previstas en la ciudad y en la comunidad, verdadero epicentro además de carreras solidarias por enfermedades comunes, a favor del medio ambiente, etcétera.

Y si eres de los que prefieren pasear, tomarse unas cañas y conocer Madrid sin necesidad de sudar (al menos más de lo acostumbrado en verano), no te cortes y súmate a la opción tradicional, la del paseo con cámara de fotos en mano, nunca falla.

Fuente imagen:
http://www.madridrunningtours.com/es/tours.html
Written by MadridFansBlog
Deja un comentario